¿Tomo café o no? Desventajas de tomar café para tu salud

¡Hola amiga!

 

Hoy vengo a hablarte de algo que seguro, seguro, te gusta mucho. La mayoría de las personas que conozco no pueden comenzar su día sin su “dosis”. ¡Estoy hablando del café!

 

Solo, con leche, capuccino, alto, grande, venti, con soya, frapé y demás…

 

Además, la aparición de esas cafeterías que preparan variedades para todos los gustos, ha logrado que el café sume nuevos aficionados. Seguro conoces a algunos.

 

Como habrás notado, el café puede ayudarte a comenzar el día con más energía, por la acción de la cafeína.

 

¿Y qué le hace la cafeína a tu cuerpo y tu mente?

 

La mala noticia es que el café tiene su lado oscuro, especialmente si estás intentando alcanzar un peso saludable.

 

La buena noticia es que existen formas de consumirlo para reducir algunos de estos efectos nocivos.

 

Pero mejor vayamos por partes: veamos primero cómo afecta la cafeína a tu cuerpo:

 

  • Estimula el sistema nervioso, eliminando la somnolencia. Es por ello que es tan consumida por quienes deben aguantar tiempo sin dormir. ¡Más de una vez te habrás preparado tu café para tomarlo mientras estudias o terminas tu trabajo!
  • También eleva la producción de cortisol, (esta es la hormona del estrés). Y aunque tu cuerpo necesita, en exceso produce estrés y aumento de peso (especialmente en el área del abdomen).
  • Un peligro si padeces de diabetes: la cafeína tiende a aumentar los niveles de azúcar insulina  en la sangre.
  • Puede causar fatiga adrenal: sucede cuando las glándulas suprarrenales trabajan demasiado, produciendo fatiga, estrés y hasta depresión.
  • Su abuso puede causar dependencia.

 

En esta tabla, te muestro tanto los beneficios como las desventajas de consumir café (me refiero al café negro, sin edulcolorantes ni azúcares añadidos, ni crema o leche).

 

Comparemos:

 

 

Podríamos decir que, en general, los beneficios se presentan cuando consumes el café en cantidades normales, es decir 1 ó 2 tazas chicas.

 

Sus peligros, por el contrario, aparecen cuando haces abuso de el (más de 2 tazas diarias).

 

Entonces, ahorita te has de estar preguntando si puedes seguir consumiendo café o no.

 

Y la respuesta es que DEPENDE.

 

Si gozas de perfecta salud, 1 o 2 tazas diarias, pueden no hacerte daño. Pero si ya sufres de una condición de salud, cualquiera que ésta sea, mi recomendación es que remplaces el café por té sin cafeína.  (Ojo, porque hay muchos otros alimentos además del café que también contienen cafeína, incluso algunos medicamentos. Aprende a leer etiquetas.)

 

¿Por qué? Porque, como ya vimos anteriormente, la cafeína estimula 2 de las hormonas más importantes en tu cuerpo: insulina y cortisol. Y todas las hormonas están íntimamente conectadas. Cuando una se sale de balance, saca de balance a las demás. Cuando ya sufres de una condición de salud, lo último que quieres es sacar a tus hormonas de balance aún más.

 

(NOTA: si quieres aprender qué factores nutricional afectan tu metabolismo, tus antojos y tu peso, regístrate GRATIS a mi taller especial en línea 5 SECRETOS PARA TRANSFORMAR TU METABOLISMO CON NUTRICIÓN FUNCIONAL.)

 

 

Ahora, si gozas de buena salud o si de plano, a pesar de conocer sus desventajas, decides seguir tomando café, tengo algunos consejos para ti.

 

 También te hablo a ti, que sabes que estás consumiendo mucho café y no sabes como reducir la cantidad de tazas. Y a ti, que estás intentado bajar de peso y acabas de enterarte que tu querido café te ha “traicionado”.

 

Algunos consejos para consumir café de manera saludable

 

  • Siempre busca la mejor calidad de café. De ser posible, busca una alternativa orgánica.
  • Obviamente, sin azúcar, leche o crema. Si no puedes tomarlo negro, endúlzalo con estevia, y agrega leche de coco o de almendras. (Un súper tip si te gusta el café dulce y lo preparas en tu cafetera en casa: deja durante la noche, unas hojitas de estevia natural remojando en una jarra de agua. En la mañana tu agua estará naturalmente endulzada y esta misma agua la puedes echar a tu cafetera.)
  • Toma ese café en las primeras horas del día acompañado de un buen desayuno con un balance macronutricional (si quieres conocer más sobre el balance macronutricional, te invito a registrarte a nuestro programa SUPER PAQUETE DE NUTRICIÓN FUNCIONAL). Este balance nutricional, presente en tu desayuno, mitigará la elevación del cortisol e insulina.
  • Si has decidido tomar café a media mañana o a media tarde, como snack entre comidas, es importantísimo añadirle estos SÚPER ALIMENTOS para mitigar el impacto en tu cortisol y recibir aún más nutrientes:

 

1. Añadirle 1 cucharada de aceite de coco, ya que contribuye a reducir la grasa acumulada dentro de un plan de limentación balanceado (dentro del programa SUPER PAQUETE DE NUTRICIÓN FUNCIONAL, encontrarás detalladamente esta información). Está formado principalmente por ácidos grasos de cadena media y estos tienen la capacidad de convertirse en energía de manera directa sin metabolizarse en azúcar. Lo que esto significa es que nos aporta energía y vitalidad, acelerando nuestro metabolismo y contribuyendo a la quema de grasas acumuladas

 

2. También puedes añadirle una cucharadita de canela, la cual estimula nuestro sistema digestivo y reduce los niveles de azúcar en la sangre: se le conoce como estabilizador del azúcar en la sangre, favoreciendo con ello a que haya menos insulina* en nuestro sistema, con ello nuestro cuerpo almacena menos grasa.

 

3. Y para potencializar la nutrición de esta bebida también te recomendamos añadirle una o dos cucharadas de colágeno hidrolizado. El colágeno hidrolizado es esencialmente gelatina, pero se disuelve completamente en líquido caliente o frío y esto permite que sea absorbido más rápidamente por nuestro cuerpo.   Y bueno, con éste no podremos preparar gelatinas, ya que no “gelatiniza”.   Pero lo que sí podemos asegurarte es que mejora tu digestión (repara las paredes del intestino, aumentando con ello la secreción de ácidos gástricos, necesarios para la digestión y la asimilación de nutrientes).  ¡Mejora también la evacuación! Y además, ayuda a la salud ósea ya que es rico en glucosamina.  Y por si esto no fuese poco, favorece la hidratación y la regeneración de la piel y mejora su elasticidad (se ha dicho también  que tanto el colágeno como la gelatina “es mucho mejor que el botox”).

 

¡Con estos tres ingredientes potencializas no sólo el sabor, sino todos los beneficios que ya estás recibiendo de tu taza de café!

 

Finalmente, siempre es bueno recordar que el café es un alimento poderoso en todo sentido, nutricional y metabólico (afecta directamente a nuestro organismo), por ello recuerda siempre estar atenta al lenguaje de tu cuerpoSi a ti no te cae bien, ¡simplemente no lo tomes!

 

Y si estás embarazada, evítalo, pues aunque tu organismo lo reciba adecuadamente, tu bebé no está listo para esta potente bebida (te comparto que también se transfiere por la leche materna).

 

¿Y qué hay del café descafeínado?

 

En mi opinión, el café descafeinado no tiene las mismas propiedades nutricionales del café normal, ya que al ser “sometido al proceso de descafeinado” pierde todos los bioflavonoides antioxidantes en el proceso. Además muchos de los procesos para eliminar la cafeína del café, usan un químico que puede causar Cáncer.  Si vas a tomar café descafeinado, asegúrate que sea orgánico.

 

Si has tomado la decisión de disminuir tu consumo de cafeína, aquí te comparto varios tips:

  • No lo hagas radicalmente, de la noche a la mañana. Ve disminuyendo tu consume de cafeína poco a poco, para que no caigas en el famoso “rebote”.
  • Elije tamaños de taza más chicos: quizás estés tomando tu café en un tazón exagerado cuando podrías elegir una taza de menor tamaño. Esta es una forma muy simple de reducir el consumo sin darte cuenta.
  • Durante la primera semana, mezcla tu café con 50% de café descafeinado orgánico.
  • Durante la segunda semana, mezcla tu café con 75% de café descafeinado orgánico.
  • Durante tu tercera semana: busca un sustituto. ¿Haces pausas de café en tu trabajo, conocidas como “coffee break”? Cámbialo por una fruta, un vaso de jugo verde natural o una taza de té sin cafeína.

 

Otro tip práctico que te ayudará a mejorar tu metabolismo, es cambiar tus postres cotidianos, por otros libres de gluten y lácteosEn mi recetario de Postres Saludables, encontrarás tus postres favoritos pero en su versión más nutritiva!!! Ya puedes disfrutar de un postre delicioso sin culpas y sin preocuparte por subir de peso!! Adquiérelo AQUÍ

 

 

 

Una nutrición inteligente va mucho más allá de lo que te imagines

 

 

 

Fuentes de información:
Frank Lipman
Andrea Nakayama
Joseph Mercola